Aquí puedes buscar dentro de imagenobscura, si no encuentras lo que necesitas pídelo en el chat

jueves, 16 de febrero de 2023

Lo repetí dos veces… Porque me gusto, Parte 2


Cuando las cosas se volvieron normales y cada uno hacia lo suyo, mama volvió a estar con papa como antes, se olvidó de entregar lo mejor de ella a otras personas, Pedro se había ido, yo seguí espiando a mis padres cundo se ponían a dar sus encuentros sexuales y, de vez en cuando a mi hermano menear su vergota en su cuarto. Sí que la tenia como papa, era gruesa robusta y muy rosadita, me la imaginaba dentro de mi concha, apretándola para que no salga, exprimirla hasta el máximo de su leche, y al escribir esto ya me estoy mojando. Mi culo tiene cosquillas y mi raja está caliente. En mi trabajo todo iba bien, mis compañeros siempre atentos querían atenderme en todo, decían que eran mis servidores que tan solo por un cachito de cariño mío eran capaces de todo, eran muy halagadores


Mis padres dejando una noche se daban sus encuentros carnales, yo los seguía y no me importaba calentarme con lo que veía, sin que ellos se dieran cuenta que eran espiados; mi padre era un empotrador muy fuerte, cuando ya le enchufaba toda se vergota, la movía de arriba hacia abajo, como queriendo romperle la raja o agrandarla para que entren sus huevos, mi madre solo gemía y pedía más…era muy comelona, se tragaba con la zorra buenas vergas. A mama le gusta que la calcen el culito, se volteaba a mitad de su polvo y paraba el trasero, papa sabía que era del hueco chiquito, y él no se hacía de rogar, echaba saliva a su verga, colocaba su cabezota en el ano y sin asco ni contemplación de un solo tiro se la metió hasta el fondo, si es que tenía fondo. Mama se quejaba y gemía, pero no de dolor y se notaba lo feliz que era por el movimiento de sus caderas empujada de atrás para adelante para que se le meta más y más… Yo estaba en la gloria y mis dedos en mi chucha. Eso era dejando una noche…ambos eran felices así.

Uno de esos días en donde estábamos reunidos todos a la hora de cenar mama nos comunica lo siguiente: mamá: voy a ir a la casa de la hermana de tu papa, porque es su cumpleaños y vamos a reunirnos con los seis hermanos, sus tíos y extremos una semana. Yo: Papá tú también te vas? Papa: No, hay producción y tengo que controlarla. Juan: Yo salgo de prácticas profesionales también una semana. Yo: Me quedaré solo con papa entonces. Mama: si hija, te lo voy a recomendar mucho. Así fue esa noche cenamos tranquilos y yo pensando que me quedare sola con papa, y ello me hacía fantasear. Al día siguiente papa acompaño a mama hasta el paradero de buses y la despidió, de allí se fu a su trabajo y yo le llame para saber cómo le fue. A lo que él me contesto que bien. Llegue temprano a casa para preparar la cena, mi hermano también se fue a su práctica, tuve todo listo cuando llego papa .Sentí cerrar la puerta y me acerque a saludarlo Yo: Hola pa. Papa: Hola hija todo bien. Yo: Si. Ven dúchate y vamos a cenar lo que te gusta. Papá: tu cocinaste o l dejo hecho mama. Yo: Yo lo hice, recuerda que ahora soy la mujer de la casa, je, je. Papá: Si tienes razón y tengo que hacer caso.

Terminamos de cenar y nos pusimos a ver tv y estaba pasando una película subida de tono, papa estuvo muy atento a las escenas de sexo, yo estaba sentada al lado de él, pude notar como se armaba un bulto en su ropa, al ver eso yo me puse muy caliente; cuando termino papa dijo que había que ir a dormir, entonces yo YO. Papa puedo dormir contigo, como cuando era niñita, recuerdas? Papa: Si, pero no estará mal que lo hagas?  Yo: Porque está mal, tu eres mi papa, y la cama es suficiente grande para los dos y estamos solitos.  Papa: Bueno está bien. Yo: nadie se enterara papa, tenemos una semana para los dos solitos. Papa: voy a colocarme mi pijama.  Yo: Voy a ducharme porque hace calor y ahí te alcanzo. Dicho esto, fui al baño, al salir me fui así desnudita a su cama. Papa: estas desnuda hija.  Yo: Si pa, yo duermo así, no te asustes.  No dijo nada, y dejo que me eche en la cama. Yo: Quiero apegarme a ti pa., abrázame.  El me abrazó, puse su mano en mi seno, no sabía que hacer Yo: No te asustes pa. Yo también soy mujer además de tu hija, no temas, nadie se entera.  Note que su verga estaba al máximo se había excitado; tome su otra mano y la lleve a mi concha.  Yo: papito tómala, es tuya, tú la creaste recuerdas, ahora úsala también. Al decir esto él se animó, se quitó el cobertor y se desnudó completo, sí que era un buen macho, y Oh su verga estaba más grande de lo que había espiado.  Yo: pa apriétame mis tetas y mámalas.  Papa: si están muy ricas y duritas.  Shup, shup me las chupaba como un becerro, que rico era sentir su boca en mis tetas y sus manos en mi concha y culo, porque él no perdía tiempo.

Cuando de pronto me dijo Papa: Ven.  Tomo mis piernas y se las puso al hombro, dejando mi concha a su libre albedrio de cobijar tremendo aparato… Yo: Lo vas hacer despacio o fuerte pa?   Papa: Fuerte y duro para que entre todo, todo   Yo: Si pa dame duro y todo sácame conejos, rómpeme mi rajita.     Se vino con fuerza, zum   zum   y entro todo ese aparato en mi chucha, no quedo ni sus vellos fuera, los huevos no entraron porque querían ver de cerca ese polvo que me estaba dando… Se puso como un huracán, se movía más rápido que de costumbre zas  zas zas….plop plop  sonaba sus movimientos Yo: dame más pa…más   pa. Lo abrace con las piernas a su cintura para sentir mas su verga dentro de mi chucha…. Mas pa sí. Así sigue sigue. Papa: eres muy putita hija.   Yo: Solo para ti; esta siempre será tu zorrita… Si quieres córrete que yo ya estoy a punto, ya estamos 25 minutos cachando…córrete….pero si aguantas otro después, porque quiero por el culo…Papa: Si aguanto dos o tres no te preocupe.  Yo: Entonces vamos a corrernos….siiiiii…….ya sale….si pa se me sale….  Yo también… sentí esa leche muy caliente y espesa que invadía mi útero que rica… mis hermanos estaban dentro de mi….si si.

Se quedó echado encima de mí, baje mi mano hasta su vergota y la empecé a menear, no se dejó esperar y si, la puso más grande todavía, su cabezota me llamo la atención, en la ensalivo, entendí que le tocaba al culo recibir su ración, me puse en pompa, abrí mis nalgas dejándole mi hoyo a su disposición. Papa: Lo tienes rosadito y muy rico… Ya: ya papa mételo que me desespero.  Lo tome y lo puse a la entrada…Empuja papa, como en la concha, rápido y duro…rómpelo por favor…rómpelo…  Me hizo caso, solo dejos caer su cuerpo y mover su cintura y zasss entro como cuchillo caliente en mantequilla   Ayyyy papá que rico… mas…mas…mas… ese desplazamiento de entrar y salir me resultaba muy excitante y me calentaba más, me estaba convirtiendo en la mujer de un súper macho…Papa: Hija que estrecho tiene el culo hija, está muy rico.   Yo: es tuyo pa, cuando quieras, y así este mama solo pídelo… Plop…Plop se movía entra y saca…entra y saca… que rico papa esa cabezota está muy rica……sigue, volvió a pasar el tiempo y los movimientos incesantes nos preparado a corrernos….me corro pa. Me corro….lléname de leche…lléname de tu leche….y asiiiiii el empezó a descontrolar sus movimientos y  zasss se corre en mi culo….que rico papa…eres el primer macho que me hacho correr dos o más veces….dame siempre y si puedes todos los días… quedamos extenuados. Cuando se calmó me dijo Papa: Voy a la ducha Yo: voy contigo.    Fuimos juntos desnudos contento pero todavía arrechos; ya en el baño le empecé a pasar el jabón, cuando llegue a su vergota, estaba al palo, dura… Yo: te la chupo?   Papa: Si mámala, ordéñala… hazme correr en tu boca.    Fue el tercer polvo de esa noche; no sé si el día siguiente serán tres o más…

Al día siguiente en mi trabajo no me podía sentar, no porque me doliera, sino porque me calentaba al sentir la dureza del asiento, me parecía que tenía la  verga de mi padre, y empezaba a mojarme, me parecía que el tiempo pasaba despacio, ya quería llegar a casa para estar de nuevo con él y disfrutar de sus manazas fuertes, que me aprieten mis senos a su cuerpo velludo, que me mame mis tetas o mi concha, mis amigos me hablaban y no les oía   Amigo: Hola te estoy hablando y no me haces caso.  Yo: disculpa es que tengo tantas cosas en la cabeza.  Amigo: Parecía que estabas recordando algo placentero, porque sonreías y cerrabas los ojos; o es que fue bueno lo que te paso anoche?  Yo: No es lo te imaginas, no tengo pareja para hacerlo Amigo: si quieres lo hacemos y te pones al día.   Yo: Chistoso no tienes el tamaño para mí.  Amigo: Te la enseño?  Yo: Chau Al empezar a caminar sentía sus miradas en mis caderas, eso me calentaba, así en ese trance transcurrió el día. Cuando llegue a casa, papa ya estaba en casa Yo: Hola pa., que rápido has venido hoy   Papa: No chiquita, me trajeron temprano las ordenes y aproveche y recién entro a la ducha, Vamos? Yo: Siiii.    En la ducha disfrute de sus bolas y su verga, fuerte y gruesa, como habrá hecho disfrutara las chicas de su edad, ahora la tengo a mi disposición hasta que llegue mama.  Yo: Quieres que te la chupe?  Papa: Si pero después me das tu culito.  Yo: Si pa, con gusto. Y así fue, le di una mamada hasta mi garganta parecía haber crecido, le saque conejos y su cabezota la deje lista para que se meta a mi huequito, esperando que ahora lo rompa.

Así transcurrió esa semana, todos los días nos dábamos unos tres polvos, que resistencia tenía mi padre, o es que mis cositas le gustaban más que las que tenía en mama; bueno no me importaba, a mí me gustaba y por ahora cachaba rico. Llego el fin de semana, mama llego, y curiosamente mi hermano también, como era sábado nos fuimos a un restaurant a cenar Alan: Como la pasaste sin nosotros Yo: Muy bien, sino pregúntale a papa, me trato como una niñita.  Papa: Es que eres una niñita muy comelona.  Mama; Si en una semana has subido algunos kilitos en unas partes más que en otras, ja, ja…   Cuando llego la hora de dormir, mi cama me pareció muy grande, no sentía ruido en la cama de papa, estaban en silencio, parece que no iban a comer su comida matrimonial. Me levante a ver que hacia mi hermano, y oh  estaba viendo una porno en su compu y con audífonos., me acerque a ver que ganaba y lo asuste   Ey    Alan: no fastidies me asustas.  Yo: Otra vez viendo porquerías.  Al decir esto deje caer mi bata y me quede  sin nada.  Alan: Que rica estas hermanan.  Yo: Disculpa fue sin querer.  Me agache a recoger la bata  dándole el culo a su alcance, lo cual no dejo pasar la oportunidad y, me abrazo fuerte y como él también estaba en short, sentí su piel caliente y un paquete grande queriendo romper su ropa, me echo en su cama aplastándome con su cuerpo corpulento  Alan: Porque me provocas, ahora no te escapas. Te romperé el culito.  Yo: Ja. Ja. No tienes con que…Alan: Mira.  Y me enseño su verga también era gruesa como la de papa, Yo: Es fantasía.   No se bajaba y me puso su verga en la mano mientras me miraba fijamente los labios, yo la agarré se la apreté fuerte, él no se quejó.

Deje que me besara y seguía apretando su verga, Alan: Ahora vas a ver lo que se te va a meter en tu chucha.   Me tomo en peso y me puso al filo de la cama, con el culo hacia arriba, escupió en mi hueco, puso sus manos en mis hombros, Alan: Ábrete las nalgas y ponte mi cabeza en tu ano.   Así lo hice, abrí mis nalgas, dejándole mi huequito a su disposición, con una mano hacia esto y con la otra tome su verga y la puse en mi hueco…Yo: Ya está, cáchame ahora, pero no hagas ruido…  De un solo envión lo metió y como mi hueco ya estaba entrenado, dejo que entrara sin problemas, ah   que rica pinga hermanito…  Alan: Tienes un culo ardiente muy comelón…    Yo: cáchame duro…muy duro El empujaba y sacaba plop…plop sonaban sus huevos en mis nalgas….la sacaba hasta afuera y la hacía entrar en círculos, tanta veces lo repetí, que sentí que salía un líquido caliente, pensé que era su leche, baje mi mano y la toque y al mírala era SANGRE… Me estaba rompiendo el culo, eso me iba a convertir en su mujer   ay que rico me lo haces hermano, dámelo todos los días, todos los días Alan:   Si hermanita vas a ser mi mujer…  Yo: Y que harás con tu novia   Alan: Esa es pajera, solo le gusta el dedito y yo quiero cachar…  Yo: Para eso me tienes a mi desde ahora, Si?  Alan: si

Esa noche me hizo disfrutar de todos los placeres de mi hueco, como de mi chucha, a los dos le saco sangre, era más fuerte que papa y eso me gustaba, no descansamos ni un minuto, le di una chupadas a sus huevotes, que sus pelos quedaron pegados a mi boca, parecían bigotes. Muy temprano me fui a mi habitación para que no se dieran cuenta. Como a las diez de la mañana, mama me despierta y cuando la vi estaba muy feliz.  Yo: Parece que te fue bien en la caca de mis tíos.  Mama: Si, estaba sus tres hermanos de tu papa y tus cuatro primos, quienes me hicieron disfrutar cada uno por cada día.  Yo: Y mi tía?  Mama: Ella se fue con su única hija a la casa de su hermana que estaba delicada y yo me quede en su casa atendiendo a sus parientes, ves como no iba a estar feliz. Yo me dije volvió feliz ya que fueron siete días diferentes… como le abran dejado su culo. Yo lo repetí más de dos veces la misma verga, porque me gusto ahora si no puede uno, tengo la del otro…y todo en casa.

Por Alegreconcha


No hay comentarios:

Publicar un comentario